Saltar al contenido

Chitosán para adelgazar

La obsesión por bajar de peso es tan grande en algunos casos que habitualmente recurrimos a métodos de adelgazamiento que nos prometen el oro y el moro a la hora de obtener unos resultados espectaculares.
Muchas son las técnicas de moda para perder peso. Un caso que está en boca de todos es el uso del chitosán como inhibidor de una gran parte de las grasas que consumimos en el momento de comer. En este punto es donde nos aparece el interrogante de si esto es verdaderamente cierto o no.

Este complemento se obtiene de los esqueletos de crustáceos y se supone que el efecto que tiene en nuestro cuerpo es el de absorber una gran parte de las grasas que ingerimos al comer. Pero este efecto puede ser un arma de doble filo que en vez de ayudarnos a bajar de peso nos lleve a cabo coger más peso. Antes de tomarlo tenemos que ser conscientes de que los milagros no existen, y que el chitosán no es así en sí ni mucho menos.

Cada gramo de chitosán absorbe una parte de grasas, específicamente ocho gramos. Si tenemos en cuenta que lo sugerido para cada día es ingerir tres gramos de chitosán estaríamos eliminando veinticuatro gramos de grasa. Es verdad que no es el 100 por cien, pero es una cantidad esencial, si bien no es nada milagroso, sino que esto puede desatar una falta de precaución en nuestra dieta y caer en la confianza de que al tomar este producto eliminaremos todas las grasas, aumentando de esta forma la ingesta y engordar de forma insana sin enterarnos.

Asimismo debemos tomar en consideración que no solamente la grasa es la responsable del exceso de peso, sino que abusar de los hidratos de carbono y las proteínas puede causar sobrepeso. Por ello el chitosán dejará de ser efectivo. Para evitar esto lo idóneo es educar nuestra forma de comer y adoptar de esta forma unos hábitos de nutrición saludables, combinados con ejercicio para de esta forma eludir acrecentar nuestro peso de manera desmedida.

Pero el inconveniente de usar el chitosán o algún inhibidor de las grasas no se queda solo en eso, sino que además de esto hay que tener presente que las grasas son necesarias, puesto que de este modo no conseguiremos ácidos grasos esenciales para el organismo, ni tampoco podremos absorber las vitaminas liposolubles como la A, la Y también , la D o la K. Por esto no es demasiado sugerido consumir esta clase de productos que nos garantizan un adelgazamiento rápido evitando la absorción grasa.

La mejor solución desde luego es continuar una dieta equilibrada en la que las grasas no tengan mucha cabida, eso sí, los ácidos grasos fundamentales siempre han de estar presentes. Junto a esto es necesario realizar deporte para conservar el peso ideal y no tener que recurrir a esta clase de modelos que tienen la posibilidad de poner bajo riesgo nuestra salud.

Los más vendidos
Chitosan de HSN | 500mg | Quitosan Procedente de la Quitina | Alta Concentración | No-GMO, Sin Gluten, Sin Lactosa |...
  • 🔝 [ CHITOSAN 100% ] Suplemento a base de Chitosan (Quitosano) procedente de crustáceos. Envase con 120 cápsulas de 500mg de Chitosan.
  • 🏆 [ MÁXIMA CALIDAD ] Sin efectos secundarios no deseados, seguro y clínicamente testado.
  • ✔️ [ FUENTE DE FIBRA SOLUBLE ] El chitosán es un polisacárido no hidrolizable, considerado un tipo de fibra soluble, que se extrae de la quitina...
  • 🚀 [ ¿CÓMO TOMAR ? ] Se recomienda tomar 2 cápsulas diarias 2 veces al día (4 por día), junto a las comidas más altas en grasas.
  • ☀️ [ FABRICACIÓN PROPIA ] Laboratorios con Certificación de la U.E. Sin OGM (Organismos Modificados Genéticamente). Buenas prácticas de...